El gobierno colombiano ordenó proteger la selva tropical del Amazonas en un histórico fallo legal

El gobierno colombiano ha recibido la orden de tomar medidas urgentes para proteger la selva amazónica por parte de su propia corte suprema.

En un fallo histórico, los más altos jueces del país dijeron que el Estado no había hecho lo suficiente para hacer frente a la destrucción del medio ambiente.

El tribunal reconoció a la Amazonia como una “entidad sujeta a derechos” – lo que significa que tiene los mismos derechos legales que un ser humano – y ordenó que se elaboren planes de acción en un plazo de cuatro meses.

“Es evidente, a pesar de los numerosos compromisos internacionales, regulaciones … que el Estado colombiano no ha abordado de manera eficiente el problema de la deforestación de la Amazonia”, dijo la Corte Suprema.

La selva tropical de Colombia cubre una superficie aproximadamente del tamaño de Alemania e Inglaterra juntas, pero está siendo destruida lentamente por la agricultura, la producción de cocaína, la minería ilegal y la tala de árboles.

Los jueces dijeron que la tasa de deforestación -un factor importante en el cambio climático- aumentó en un 44% entre 2015 y 2016 y provocó daños “inminentes y graves” a niños y adultos.

“Sin un medio ambiente sano, los sujetos de derecho y los seres vivos en general no podrán sobrevivir, y mucho menos salvaguardar esos derechos para nuestros hijos o para las generaciones futuras”, dijo el tribunal.

El fallo se produce después de que un grupo de 25 personas de entre siete y 26 años de edad presentara una demanda en la que alegaba que se estaban violando sus derechos constitucionales a la vida, la alimentación y el agua.

El grupo de derechos humanos Dejusticia, con sede en Bogotá, que apoyó el caso contra el gobierno, dijo que era el primer fallo de este tipo emitido en América Latina.

“La decisión de la Corte Suprema marca un precedente histórico en términos de litigio sobre el cambio climático”, dijo la investigadora Camila Bustos, quien también fue una de las demandantes.

“El fallo establece la importancia de proteger los derechos de las generaciones futuras, e incluso declara a la Amazonia como sujeto de derechos”.

Mientras tanto, el senado brasileño está a punto de votar un proyecto de ley que podría anular la prohibición de ocho años de cultivo de la caña de azúcar en el Amazonas.