core breaking now

Colombia intensifica las medidas antivirus en la frontera con el Brasil

Colombia intensificó el jueves por la noche las medidas destinadas a detener las infecciones por coronavirus cerca de la frontera con Brasil, a medida que los hospitales se desbordan y aumentan los casos en una zona vulnerable del Amazonas donde viven muchos grupos indígenas.

El presidente Iván Duque anunció que se ordena a todos los residentes del departamento de Amazonas que permanezcan en el interior, excepto para buscar comida o atención médica. El ejército también ha enviado tropas para reforzar la seguridad de las fronteras.


Recomendado: pago cifin .


“Nos encontramos en una situación que podría volverse crítica dadas las diferencias que tenemos desde el punto de vista epidemiológico con los vecinos”, dijo Duque.

Colombia ha tomado algunas de las medidas más estrictas de la región contra el virus, implementando un temprano bloqueo nacional que sigue vigente en gran parte del país. Esto contrasta con Brasil, donde el presidente Jair Bolsonaro ha criticado los intentos de los gobernadores y alcaldes de cerrar negocios no esenciales.

La ciudad portuaria fluvial colombiana de Leticia y el gigantesco departamento de Amazonas han visto un aumento en los casos en los últimos días, pasando de 105 a principios de mes a 924. Los médicos dicen que los hospitales mal equipados de la región están abarrotados, y los funcionarios locales dicen que pueden necesitar abrir un nuevo cementerio para manejar el número de cuerpos.

Hasta ahora, 30 personas han muerto en el departamento.

Muchos indígenas viven cerca de Leticia, lo que los hace particularmente vulnerables a contraer el virus. Un total de 146 han sido diagnosticados, según la Organización Nacional Indígena de Colombia.

Seis personas han muerto, según el grupo.


Recomendado: sena sofia maicao la guajira .


Entre los muertos se encuentra un actor indígena que protagonizó la aclamada película colombiana “El abrazo de la serpiente”. Antonio Bolívar enfermó con síntomas de COVID-19 a finales de abril y murió a principios de mayo.

Su hijo le dijo al periódico El Tiempo que Bolívar inicialmente usó tratamientos indígenas tradicionales como cubrirse el cuerpo con paños fríos y húmedos para bajar una fiebre de 104 grados. Pero su familia llamó a una ambulancia cuando la fiebre volvió a subir y empezó a tener problemas para respirar.

Tres horas más tarde llegó una ambulancia que lo transportó primero a una clínica que se negó a recibirlo porque no tenía un oxímetro, que mide la saturación de oxígeno de la sangre. Fue llevado a otra clínica, donde esperó dos horas más antes de ser admitido.

Murió en el hospital una semana y media después.

“El doctor salió, dijo que estaba delicado y murió”, dijo Cristian Bolívar.


Recomendado: agendar cita datacredito .


canal de telegram